Israel brinda ayuda tecnológica a Brasil ante la tragédia de la represa

Benjamin Netanyahu, el primer ministro israelí, ha dado a conocer mediante su cuenta de twitter, que han brindado ayuda al presidente Jair Bolsonaro frente a la situación crítica que están viviendo luego del desmoronamiento de la represa de Corriente de Frijol, en Brumadinho, ciudad de la región metropolitana de Belo Horizonte.

“Después del desastre del colapso de la represa en Brasil, que llevó a cientos de personas desaparecidas, hablé con el presidente Jair Bolsonaro y le sugerí que Israel enviara ayuda inmediata al lugar para buscar por los desaparecidos”, comunicó Netanyahu en su mensaje.

En concecuencia, el presidente de Brasil manifestó la aceptación a través de una llamada telefónica, recibiendo el apoyo tecnológico de Israel. Además agradeció la ayuda y señaló su importancia.

“Por teléfono el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu nos ofreció ayuda para la búsqueda de desaparecidos en el desastre de Brumadinho / MG. “Aceptamos y agradecemos más esta tecnología israelí al servicio de la humanidad”, escribió Bolsonaro a través de su twitter compartiendo lo sucedido.

Jair Bolsonaro se vió conmovido al sobrevolar la zona que fue afectada al destruirse la represa.

“Difícil quedarse delante de todo ese escenario y no emocionarse. Haremos lo que esté a nuestro alcance para atender a las víctimas, minimizar daños, averiguar los hechos, cobrar justicia y prevenir nuevas tragedias como la de Mariana y Brumadinho, para el bien de los brasileños y del medio ambiente”, comunicó Bolsonaro.

Según lo acordado, Israel estará llegando con sus equipos especializados para el rescate de las víctimas el domingo 27 de enero.

Está es la segunda vez que se rompe una represa de tal magnitud en Brasil, hacia el año 2015 ya ocurrió en la ciudad de Mariana, donde perdieron a la vida 19 personas. Sin embargo, ahora el número de víctimas es mayor.

El derrumbe se produjo en horario de trabajo, cuando se encontraban en el lugar alrededor de 300 empleados que fueron alcanzados por el lodo.

Activamente están trabajando bomberos, policía militar y defensa civil, junto a otras corporaciones de estados vecinos de Río de Janeiro y San Pablo.

El caos ambiental generado ha sido desastrozo, y han multado a la empresa responsable por $250 millones por “catástrofe socioambiental”.

Fuente Guíame